Los 49ers Silenciados en el 'Stick

112110-Willis-Header.jpg

Pasaron más de 30 años desde que los Fieles a los 49ers no pudieron ver al equipo anotar en casa.

No desde el 9 de octubre de 1977, los 49ers habían sido mantenidos en cero en San Francisco, pero eso es exactamente lo que ocurrió el domingo en el Candlestick Park. Los 49ers enfrentaron a un joven y talentoso equipo de los Tampa Bay Bucanners quienes superaron a sus anfitriones por 60 minutos al ritmo de una victoria 21-0.

"Fue un gran retroceso", dijo el entrenador en jefe Mike Singletary después de caer a 3-7 en la temporada. "Esperábamos salir ahí a jugar bien. No lo hicimos. Simplemente tenemos que ver al video y corregir las cosas necesarias".

Pero antes de que enciendan el video, los 49ers verán a las terceras oportunidades como la mayor causa para un juego sin efectividad.

Después de fallar en conseguir al menos un primero y diez en la victoria de la semana pasada ante los St. Louis Rams, las difictultades en terceras oportunidades continuaron el Domingo. La ofensiva convirtió 3 de 12 terceras oportunidades y también se fue on 0 de 3 cuartas oportunidades en su camino a conseguir 189 yardas totales y 11 primeros y diez.

"Pienso que defensivamente Tampa Bay hizo cosas increíbles", dijo el quarterback Troy Smith en un día en el que terminó con 16 de 31 para 148 yardas con una intercepción. También fue capturado seis veces por un equipo de los Buccaneers que inició el partido con sólo ocho capturas esta temporada.

Del otro lado de la moneda, Tampa Bay (7-3) consiguió un 50 porciento de sus primeras oportunidades (7 de 14) y consiguió 299 yardas totales. El corredor novato LeGarrette Blount se abrió camino a 82 yardas terrestres en 26 acarreos, y Carnell Williams añadió 51 yardas en siete acarreos incluyendo una anotación de 6 yardas para los primeros puntos del juego.

"LeGarrette tuvo un muy buen día", añadió Singletary. "Es un tipo grande que puede correr el balón. Y simplemente consiguió empujar y empujar, logrando entrar y mover la pila".

En adición a un sonoro ataque terrestre, el quarterback de segundo año Josh Freeman jugó un si no espectacular, sólido partido, completando 13 de 20 pases para 136 yardas con dos pases de anotación. Terminó con un promedio de pasador de 117.9.

Los 49ers no pudieron montar una gran presión al pasador, con Freeman siendo capturado sólo dos veces en el día, ambas por el apoyador Joe Staley, quien terminó el partido con el total más alto del juego en tacleadas, con 13, y un balón suelto forzado.

"Es frustrante y duele", dijo sombríamente Willis parado frente a su vestidor. "Simplemente tenemos que volver a nuestros pizarrones y prepararnos para el juego de división de la próxima semana. Este juego se acabó, perdimos, criticaremos nuestros errores y seguiremos adelante".

Los Bucs no tuvieron a un receptor con más de cuatro pases recibidos, pero el ala cerrada Kellen Winslow lideró ese apartado con cuatro recepciones para 34 yardas y el receptor novato Mike Williams añadió tres recepciones para 54 yardas incluyendo una anotación de 8 yardas.

Perdiendo por 14 con 13:18 por jugarse en el partido, los 49ers necesitaban una jugada grande en una cuarta y tres desde su yarda 44, pero el pase de Smith dirigido a Vernon Davis no pudo concretarse debido a que el ala cerrada no vió el balón venir hacia él.

"Mejor balón... Mejor colocación del balón", dijo Smith refiriéndose a lo que salió mal. "Es sólamente mi responsabilidad como quarterback. Tengo que poner el balón en lugares en que los muchachos puedan hacer jugadas".

El cambio de posesión no causó tanto daño porque la defensiva consiguió detenerlos en tres jugadas para recuperar el balón dos minutos después. Pero dos jugadas más tarde, el juego estaba sellado cuando el veterano de 14 años Ronde Barber se adelantó a la ruta de Josh Morgan e interceptó a Smith, devolviéndola a la yarda 7 de los 49ers.

Los 49ers fallaron en hacer el tipo de jugadas de impacto en el cuarto periodo que empujó al equipo a victorias sobre Denver y St. Louis. Smith lanzó su primera intercepción como miembro de los 49ers y segunda en 156 intentos de pase en su carrera al momento del balón perdido.

"Estábamos en cobertura dos y trataron de encajar uno en la línea lateral", dijo Barber. "Vino en un buen momento, poniendo punto final a este asunto".

La intercepción preparó la mejor recepción del día, y vino de un jugador no esperado. El tacle izquierdo de los Bucs, Donald Penn, puso el juego fuera de alcance con una recepción de 1 yarda para anotación en el cuarto periodo. Penn bloqueó al linebacker Manny Lawson, para después escapar hacia la izquierda en donde Freeman fue con un pase bajo hacia él en la zona de anotación para hacerlo un juego de 21-0.

Los 49ers pasaron dos semanas consecutivas sin entregar el balón, pero consiguieron pasar al menos una posesión el domingo sin hacerlo.

La ofensiva parecía estar moviendo el balón en la serie inicial. Pero después de cruzar la yarda 59, Morgan recibió un pase rápido y soltó el balón después de ser tacleado por el apoyador de los Bucs, Geno Hayes. El balón fue recuperado por el apoyador Adam Hayward en la yarda 38 de Tampa Bay.

Afortunadamente el balón perdido no resultó en puntos. Los Bucs trataron una jugada sorpresa con sus equipos especiales pero fallaron cuando Micheal Spurlock no pudo completar un pase en una cuarta y uno desde medio campo.

Los 49ers entonces fallaron en capitalizar el cambio de posesión. Andy Lee despejó el balón de vuelta a Tampa Bay después de que la ofensiva sólo consiguió un primero y diez en la serie.

La siguiente posesión de los Bucs fue una que pondría el tono para el resto del día.

Fue una serie física, una que duró 14 jugadas y avanzó 80 yardas, resultando en un acarreo de anotación de Williamos. Pero la mayor parte del daño vino de Blount, quien corrió cuatro veces para 29 yardas en la serie, abriéndose camino a través de defensivos de los 49ers en el proceso.

Los 49ers no tienen otra opción que responder cuando salgan al campo en un clave enfrentamiento divisional de "Football de Lunes por la Noche". Ellos viajan a Arizona a enfrentarse a los Cardinals, quien también están en último lugar con marca de 3-7.

"Cuando las cosas no están de tu lado, es una prueba de realidad", dijo Smith. "Tienes que volver al pizarrón justo como si hubiéramos ganado. Espero que todos los demás lo estén tomando de la misma forma, porque entiendo que tenemos que trabajar para el lunes y no podemos quedarnos a contemplar el juego de hoy".

"Pasó, tenemos que seguir adelante y vamos a continuar jugando".

Reporte de Lesionados

Las siguientes lesiones fueron reportadas por el departamento de relaciones públicas de los 49ers: El profundo Dashon Golson (tirón de tobillo, contusión en la rodilla), receptor abierto Josh Morgan (tirón de hombro), y el ala cerrada Vernon Davis (tirón de tobillo).

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.

Advertising